Foto: Anantara Dhigu

9 motivos para vacacionar en las Maldivas

Viernes, 15 de Abril de 2016 11:42 am

National Geographic

El turista que viaja a las Maldivas suele escoger este destino porque es una pequeña isla donde apenas hay algo que pueda perturbar la relajación. He aquí nueve motivos, totalmente subjetivos, para ir de vacaciones a este destino:

1. Normalmente, después de llegar al aeropuerto, está esperando allí un autobús que lleva al turista directamente a su hotel. En las Maldivas hay dos vías especiales para llegar a la isla-hotel.

Si el hotel está situado más lejos de Malé, la isla principal, el medio de transporte ideal es el hidroavión. Los aparatos de la compañía Trans Maldivian Airways, que tienen un máximo de 15 plazas, llegan a prácticamente cualquier lugar del archipiélago. Después del amerizaje, el piloto baja del avión el equipaje y de repente uno se encuentra con su maleta en una isla de madera que se balancea en pleno mar.

Quien tiene problemas de espalda debería evitar la segunda variante de transporte: la lancha rápida, al menos cuando hace mucho viento y el mar está picado. Para el caso de que alguien se maree ya hay dispuestas bolsas para vómito.

 Hidroavión en las Maldivas

2. Hacer snorkel con mantarrayas: Es ampliamente conocido que las Maldivas son un paraíso para los aficionados al buceo y el snorkel. Sin embargo, el hotel “Four Seasons Landaa Giraavaru” ofrece la posibilidad de vivir una experiencia muy especial. La oferta se llama “Manta on Call”. En cuanto un equipo de biólogos descubre mantarrayas, se les avisa a los huéspedes del hotel llamándoles a un teléfono especial que ellos llevan consigo todo el día en una funda de plástico. Después se lleva a los turistas en barco hacia el lugar donde los biólogos avistaron los animales.

 Matarrayas en las Maldivas

3. Una hora más: Los distintos complejos hoteleros pueden decidir libremente si cambian el huso horario. Muchos aprovechan esta posibilidad. El hotel “Four Seasons”, por ejemplo, retrocedió el reloj una hora. También el hotel “Anantara Dhigu” tenía en el pasado una hora de diferencia respecto a Malé, pero se restableció el antiguo huso horario cuando el dueño del hotel perdió su vuelo en Malé a causa de los horarios diferentes.

4. Lluvia: Normalmente, la época de lluvias en las Maldivas termina a finales de septiembre. Sin embargo, también en octubre puede llover de vez en cuando. En realidad, eso no importa en absoluto, porque es muy relajante estar sentado en la veranda de la villa y oír la lluvia cayendo en el techo. De cualquier manera, siempre uno puede sentarse afuera, porque en cualquier época del año el clima es suficientemente caluroso. Sin embargo, hay un efecto secundario negativo: la humedad del aire es extremadamente alta.

5. Dar la vuelta a la isla: No requiere mucho esfuerzo y no dura mucho tiempo. Difícilmente existe algo más bonito que caminar alguna vez dando la vuelta a toda la isla. Generalmente, uno comienza la caminata frente a la puerta del hotel, que salvo escasas excepciones está a poco más de diez metros de la playa, de modo que uno puede dejar en casa los zapatos.

6. Puesta del sol: Como las Maldivas están situadas bastante cerca del ecuador, el sol suele ponerse hacia las 18:00 horas y pinta el cielo con toda una paleta de tonos rojizos y anaranjados. Observar la escena junto al mar oyendo al mismo tiempo el murmullo de las olas: ¿qué más se puede pedir?

7. Puro lujo: Aunque en las Maldivas también hay actualmente alojamientos sencillos y hoteles de tres estrellas, el país insular sigue siendo sobre todo un destino de lujo. La noche fácilmente puede llegar a costar 1,800 euros (2,000 dólares). Por esta cantidad uno consigue una elegante villa en la playa con un cuarto de baño dos veces más grande que la habitación completa en muchos hoteles. Y por supuesto: la atención es exquisita.

 Las Maldivas

8. Wellness: Un día lleno de relajación puede ser como este: a las 08:00 horas una sesión de yoga en un pabellón junto al mar. A las 11:00 horas una cita con el médico ayurveda, que intenta averiguar cuál es el estado energético de uno y luego selecciona el aceite para el masaje exactamente adecuado. 14:00 horas: recibir durante hora y media un masaje con el aceite personalizado con música de fondo escogida. 16:00 horas: meditación en la playa. Casi imposible relejarse más profundamente.

 Yoga en las Maldivas

9. Familias con hijos: Las Maldivas son toda una experiencia también para los niños. ¿En qué otro lugar pueden hacer snorkel de forma tan sencilla y tan fantástica? Aquí no es necesario ir al acuario para ver peces payaso o al cine para ver “Buscando a Nemo”. Actualmente, en varias islas también hay Kids Clubs.

 Las Maldivas

Información básica:

Alojamiento: Unas 100 islas de las Maldivas se usan para fines turísticos y muchas veces cada una de ellas es un hotel en sí. Muchos de los hoteles están catalogados entre los mejores del mundo y, por ende, son extremadamente caros. Una alternativa más económica son los hostales en las islas habitadas por la población autóctona.

Moneda: La moneda nacional en las Maldivas es la rupia. Sin embargo, pocos turistas pagarán durante sus vacaciones en rupias, ya que en casi todos los hoteles en las islas los precios se indican en dólares. Al final de las vacaciones, el turista recibe una factura que se liquida mediante tarjeta de crédito. A lo sumo hay que pagar en rupias durante una visita a la capital, Malé.

Comentarios

x

Check Also

Horóscopo de hoy 17 de agosto del 2017

Consulta la predicción del horóscopo de hoy jueves 17 de agosto de 2017, para tu signo del zodiaco. Aries Si no tiene pareja, intente confiar más en la gente. Haga ...