¡A llorar pal’ valle! Leones del Caracas vuelve a dominar la nave

lunes, 24 de octubre de 2016 08:29 am

UR

Los Leones del Caracas derrotaron a su eterno rival, los Navegantes del Magallanes, 4 carreras por 3 en el José Bernardo Pérez de Valencia.

El Magallanes picó adelante en la segunda entrada tras un mal disparo del campocorto Cleuluis Rondón a primera base en un intento por terminar el inning con una doble matanza, esto le permitió anotar a Samir Dueñez quien corría en segunda base.

Los batazos

Los melenudos vinieron de atrás y en el propio tercer episodio emboscaron al abridor Ariel Jurado, anotándole un trio de carreras gracias a los batazos consecutivos de Wilfredo Tovar, Nyjer Morgan, Aharon Eggleston y Jesús Guzmán.

Más tarde en la sexta entrada los capitalinos aumentaron la diferencia por intermedio del receptor Oscar Hernández, que remolcó a Guzmán desde la tercera base.

El conjunto capitalino aprovechó otra buena actuación monticular del abridor Seth Frankoff (2-0), quien trabajó durante seis entradas en las cuales permitió solo dos imparables, una carrera, otorgó un boleto y abanicó a dos rivales.

En la séptima entrada y ante el poco confiable relevo de los melenudos la novena carabobeña hizo un par de carreras que colocó el juego por la mínima diferencia, sin embrago esto no fue suficiente para arrebatarle la victoria a los Leones.

La derrota se la llevó Jurado (0-1) y el rescate se lo apuntó Ruben Alaniz, el tercero de la campaña.

Esta es la tercera victoria del Caracas en la semana y la segunda ante la Nave Turca en dicho período, así, la tropa que dirige Alfredo Pedrique niveló su registro en la tercera semana de la ronda regular.

El próximo partido de los Leones será justamente frente al Magallanes, ésta vez, en el Estadio de la Ciudad Universitaria de Caracas el día martes.

Comentarios

x

Check Also

Magallanes se quedó con el sexto duelo entre los eternos rivales

Los Navegantes del Magallanes vencieron a los Leones del Caracas con pizarra de 5×1 y extendieron a 6 la racha de partidos sin conocer la derrota frente a sus eternos ...