La Policía afirma que Lula y Rousseff intentaron obstruir a la justicia

Lunes, 20 de Febrero de 2017 03:18 pm

EFE

La Policía Federal ha concluido que los expresidentes brasileños Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff intentaron “obstruir” la acción de la justicia cuando la mandataria, destituida en agosto pasado, nombró a su antecesor como ministro.

Esa convicción está plasmada en un informe que la Policía Federal realizó a pedido del Ministerio Público y que fue publicado hoy por medios locales, después de que fue entregado a la Corte Suprema, que decidirá sobre el curso de esa investigación.

La averiguación comenzó por las dudas surgidas en marzo del año pasado, cuando Rousseff, aún en el poder, nombró a Lula ministro de la Presidencia en momentos en que este enfrentaba diversas denuncias por supuesta corrupción y era objeto de varias investigaciones.

La condición de ministro, que fue negada en forma cautelar por un juez de la Corte Suprema, le habría valido a Lula escapar de los jueces de primera instancia que lo investigaban y obligado a remitir el caso al máximo tribunal, lo que supondría que los procesos en marcha volvieran a su inicio.

Según el informe de la Policía Federal, esas “maniobras” acabaron siendo un “obstáculo” para el “avance” de las investigaciones sobre la red de corrupción que operó en la estatal Petrobras.

Por ese motivo, el informe solicita que tanto Lula como Rousseff, así como el exministro de Educación Aloizio Mercadante, sobre quien sostiene que participó en esas maniobras, sean acusados formalmente de “obstrucción a la justicia” y “tráfico de influencias”.

La cautelar que impidió a Lula ocupar un puesto en el gabinete de Rousseff se apoyó en que el exmandatario ya era investigado por los tribunales en ese momento.

Hace dos semanas, la corte enfrentó un caso similar, referido al nombramiento como ministro de la Secretaría del Gobierno de Michel Temer de Wellington Moreira Franco, político cercano al mandatario y sospechoso de haber participado en las corruptelas en Petrobras.

Sin embargo, en este caso, el Supremo decidió que la condición de “sospechoso” no bastaría para impedir su nombramiento, ya que no existen investigaciones ni acusaciones formales en su contra.

La investigación en el caso de Lula, Rousseff y Mercadante también se apoyó en testimonios prestados por el exsenador Delcidio Amaral, detenido por su participación en la trama de Petrobras y que colabora con la justicia a cambio de una futura reducción de pena.

Según Amaral, quien durante el Gobierno de Rousseff fue jefe del grupo oficialista en el Senado, la ahora exmandataria, destituida en agosto pasado, Lula y Mercadante “sabían” de la corrupción petrolera y trataron de “manipular” a la Justicia, obstruir la investigación y liberar a algunos acusados.

Debido a otra investigación iniciada a raíz de las declaraciones de Amaral, un tribunal de Brasilia aceptó una denuncia por intentos de obstruir las investigaciones contra Lula, quien responde como reo en otras cuatro causas penales por supuesta corrupción.

Comentarios

x

Check Also

Trump finaliza sus agitadas vacaciones con miras a un intenso septiembre

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pone hoy punto final a sus nada tranquilas vacaciones estivales, tras las cuales deberá afrontar un intenso mes de septiembre en Washington, con ...