Así será el Barcelona de Valverde… o eso esperan

Martes, 30 de Mayo de 2017 11:23 am

Marca

Ya es oficial. Ernesto Valverde será el próximo entrenador del Barcelona. La junta directiva azulgrana dio ayer el OK a su contratación por dos años con opción a un tercero y el extremeño heredará el cargo de Luis Enrique. Valverde vendrá acompañado de sus dos hombres de confianza, Jon Aspiazu y Jose Antonio Pozanco Ros. La diferencia de estilo con el asturiano será notable y, llegados a este punto, el barcelonismo se pregunta qué clase de entrenador ha fichado. Los que le conocen, definen al Txingurri como un técnico camaleónico, con capacidad de variar su planteamiento táctico en función de los recursos de que disponga en cada momento.

En ese grupo se encuentra Aitor Larrazabal, que coincidió con Valverde como jugador en el Athletic durante seis temporadas y también lo tuvo como entrenador en otras dos. El exlateral está convencido de que a su amigo le irá bien en su aventura culé. “Tiene la virtud de amoldarse a los jugadores que tiene en cada momento. Teniendo en cuenta que tendrá a la MSN, no creo que se salga del 4-3-3”, opina.

Puede valer como ejemplo lo que el extremeño ha hecho en el pasado en sus otros equipos. En el Espanyol alternaba el 4-4-2 con el 4-2-3-1, en el Valencia apostó claramente por el 4-3-3 y en su segunda etapa en Bilbao ha alternado el 4-2-3-1 con el 4-4-2 y el 4-3-3, siempre pensando en que sus futbolistas pudieran ofrecer su mejor versión.

Con estos precedentes, lo lógico es pensar que Valverde respetará el 4-3-3 que ha sido santo y seña del Barça durante años. Como con Luis Enrique, lo previsible es que ese sea el sistema de cabecera, aunque siempre abiertos a cambiar el dibujo en función de las necesidades puntuales.

La gestión del vestuario

El otro gran rasgo definitorio de Ernesto Valverde es su capacidad para gestionar el vestuario. El exentrenador del Athletic fue cocinero antes que fraile, por lo que conoce bien los códigos de la caseta, lo que molesta a los futbolistas y cuál es la mejor manera de manejar un equipo con tantos egos. Aunque en su currículum no aparece ningún vestuario con tantas estrellas como el del Barça, Valverde sí tiene experiencia con varios jugadores del más alto nivel. Pirés, Capdevila, Senna, Julen Guerrero, Gago, Banega, Albelda, Ander Herrera o Aduriz son algunos de los futbolistas más destacados que han estado bajo su batuta durante estos años.

Cuando se habla de este punto y de cómo puede irle en la caseta azulgrana, conviene recordar que no le tembló el pulso a la hora de echar a Gago del Valencia, o que fue capaz de recuperar para la causa a un Albelda al que algunos ya daban por acabado.

Es en este último punto donde Valverde puede tener su mayor desafío, el gestionar el ocaso de la carrera de jugadores como Iniesta. El Txingurri ya tiene experiencia en el tema, puesto que vivió casos similares con Iraola, Julen Guerrero, Iraizoz, Gurpegi o Larrazabal. Precisamente este último destaca que supo manejar bien aquella situación. “No tengo duda de que Ernesto lo hará bien, aunque creo que aquí es tan importante su capacidad de gestión como la de los propios jugadores para afrontar su pérdida de protagonismo dentro del equipo. Es algo que debe afrontarse con naturalidad”, concluye.

Comentarios

x

Check Also

El número 1 del ránking ATP se decidirá en Cincinnati

 El estadounidense Andy Murray sigue liderando la clasificación ATP con 7,750 puntos, pero será la última semana que continúe al frente del ránking ya que, al no jugar el Masters ...