Brasil desarrolla mosquito transgénico para lucha contra especie portadora del dengue

viernes, 22 de junio de 2018 09:17 am

Panorama

Brasil empezará a utilizar una nueva variedad de mosquitos transgénicos con espermatozoides defectuosos para luchar contra el Aedes aegypti, el mosquito vector del dengue, la chikunguña, el zika y la fiebre amarilla.

La estatal Agencia Brasil informó hoy que la nueva variedad de mosquito podría empezar a ser producida en septiembre en fase de pruebas, gracias a las investigaciones realizadas por el Instituto de Ciencias Biomédicas de la Universidad de Sao Paulo (USP).

Se pretende que la Organización de las Naciones Unidas lo distribuya a otros países para luchar contra las cuatro enfermedades.

El mosquito modificado genéticamente tiene unos espermatozoides defectuosos que acaban generando huevos estériles.

La nueva modalidad del insecto forma parte de las varias estrategias que hay en marcha contra el Aedes aegypti en Brasil, país que también usa mosquitos modificados genéticamente cuya descendencia no llega a la fase adulta.

Según explicó la profesora Margareth Capurro, este nuevo mosquito “es más adaptable al que es la medida de control” contra el Aedes aegypti en el país.

La investigación está financiada por la Fundación de Amparo a la Pesquisa del Estado de Sao Paulo (Fapesp) y por la Agencia Internacional de Energía Atómica.

Capurro explicó que en septiembre, en una segunda fase, se realizarán experimentos con el mosquito transgénico, que será colocado en celdas en un ambiente natural para ver “si sobreviven y si son capaces de copular con la presencia de vientos o lluvias”.

Esta fase del proyecto “es importante, porque cuando hacemos una modificación genética, además de las características de interés, podemos inducir también características indeseables” para el insecto.

Si esta segunda fase funciona, en una tercera, prevista a finales de 2019, se producirían 500.000 mosquitos por semana, y se consideraría que el insecto ya está preparado para ser reproducido a gran escala.

La segunda y la tercera fases se realizarán en Juazeiro (estado de Bahía, noreste de Brasil), donde hay una biofábrica con capacidad para producir 14 millones de mosquitos semanales.

Sobre marianella ybarra