Primer teléfono con pantalla total de verdad y cámara retráctil ya es una realidad

martes, 10 de julio de 2018 02:32 pm

Vivo NEX ya es un teléfono real. Desde que fue presentado el concepto de Vivo Apex que acaparó gran atención por su cámara retráctil, la empresa china ha logrado materializarlo y representa una bofetada a toda la competencia. En un año en que parecía que no era posible prescindir de la muesca en la pantalla para reducir los marcos, y donde la única alternativa para un lector de huellas dactilares tradicional era el desbloqueo facial, Vivo logra una verdadera pantalla total, sin marcos y sin muesca, con lector de huellas dactilares y altavoces debajo de la pantalla. Algo que la mayoría de la competencia hará, tal vez, el próximo.

Vivo NEX cuenta con una pantalla total de 6,6 pulgadas FHD+ Super AMOLED que cubre 91% del frontal. Su procesador es un Qualcomm Snapdragon 845 con GPU Adreno 630. También tiene una versión menos potente con Snapdragon 710 y GPU Adreno 616. Vienen con 6 u 8 GB de RAM. Memoria interna de 128 o 256 GB no ampliable. Doble cámara trasera de 12 megapíxeles, con apertura f/1.8 y 5 megapíxeles f/2.4. Su cámara frontal retráctil es de 8 megapíxeles apertura f/2.0. Es dual SIM 4G VoLTE, con Wi-Fi 802.11, Bluetooth 5.0, GPS y USB Tipo-C. Batería de 4 mil mAh. Su peso: 200 gramos.

Dado que en este modelo los marcos son importantes, damos un poco de números. El de la parte superior tiene un grosor de 2 mm, el de la base es de 5 mm, mientras que en los laterales es de menos de 2 mm, casi inexistente. El avanzado lector de huellas digitales integrado debajo de la pantalla, según Vivo tiene una precisión 50% más alta que la generación anterior. Pero hay un detalle importante: solo la variante Ultimate tope de línea tiene el lector debajo de la pantalla; el que tiene el Snapdragon 710 usa un lector tradicional en la parte trasera.

La cámara frontal, tipo retráctil, emplea aproximadamente un segundo para ser extraída completamente, a través de un motor potente que según Vivo es “muy preciso” y garantizado por más de 50.000 extracciones. Vivo NEX está disponible en China en colores negro y rojo. La versión con Snapdragon 710 costará unos 600 dólares, mientras que la Ultimate con Snapdragon 845 y 256 GB de almacenamiento aumentará hasta los 770 dólares.

Sobre Pedro Poller